Google
Web gentenatural.com

Fuera del cuerpo fisico

Fuera del cuerpo físico estamos unidos al mismo por una especie de cordón plateado electromagnético que se puede estirar y estirar y que sólo se rompe en el momento en el que el cuerpo deba fallecer, para posteriormente antes o después reencarnarnos en un nuevo cuerpo físico.

Hay quienes tienen facilidad para las experiencias del llamado viaje astral consciente, pero el temor injustificado se las arruina.

Siempre hay que dejarse llevar… con total confianza, aunque no es posible evitar a veces cierta sensación de incertidumbre, pero, siempre conviene dejarse llevar por las fuerzas que un@ sienta que le llevan a volar o a viajar a gran velocidad, etc., porque no se arrepentirá después de las vivencias tan fascinantes que se puedan tener. Confianza plena, pues.

Siempre durante la mantralización y el proceso de quedarse dormido en la cama hay que estar relajad@, y si se produce la experiencia, bien, y sinó, pues, ya sucederá algún otro día, pero, siempre con serenidad, sin expectativas.

Como en cualquier tema, hay quien tiene más facilidad y hay a quien le cuesta más, pero, tod@s podemos lograrlo. Es sólo cuestión de tiempo, de práctica y de conocer los diversos factores que facilitan el tener este tipo de experiencias conscientes fuera del cuerpo el poder llegar a vivir la primera. A veces se tienen sin pretenderlo.

Saber por un@ mism@ la Verdad no siempre resulta agradable, como cuando un@ vive experiencias de percepción del propio ego.

Pero, conocer y afrontar las propias tinieblas es parte ineludible y fundamental del despertar interior, por lo que si en alguna experiencia de viaje astral consciente se tiene percepción del propio ego, pues, es un conocimiento más que tenemos, pero, salvo ese tipo de vivencias que se puedan tener a veces, la mayoría serán agradables y todas resultan siempre interesantes y aleccionadoras.

Durmiéndose perfectamente concentrados y relajados con la atención mantenida (esta es una clave que pocos tienen en cuenta y es importantísima también para mantener un estado de autoconciencia durante el día, así como en las prácticas de meditación) en los sonidos agudos del silencio del oído derecho (o del izquierdo) no sólo se puede salir a la cuarta dimensión, sino a la quinta, sexta..., y podemos disfrutar de alguna experiencia en una dimensión más allá, donde no hay ego, y viajar a cualquier confín de nuestro Universo. Doy fé.

Consejos finales

 

Consigue tu Diploma - tutorias de cursos

Ahora puedes tener tu DIPLOMA !!! ! -- Acredita tu conocimiento.
MIRÁ NUESTROS CURSOS ARANCELADOS, COMPLETOS Y CON EXCELENTES TUTORIAS.